jueves, 19 de abril de 2012

Tributo de Sopa Fría:

Buenas noches queridos, llevo unos días de bronca productiva con mi muso.

La verdad es que esto es más incómodo de lo que hubiera imaginado, siento la terrible necesidad de escribir, tocar  y fotografiar. A veces también de dibujar o incluso seguir con el álbum, pero se me quitan con el primer brote de frustración marraneada y acabo vistiendo muñecas de flamencas o comprando bigotes postizos. El problema es que me falta tiempo, (¡maldito invento que arruga mi frente!), y caigo en el violento ataque del deber mordiendo mis orejas taladradas.

Y es que Tivi, pseudónimo cariñoso para este espasmo de creatividad, se alimenta de agendas apretadas y rapapolvos paternales.

Además los calcetines de colores se me han quedado pequeños. Oigo menos que mi abuela sin uno de sus audífonos. Veo lo que puedo a través de dos cristales empañados. Albergo la nariz como un tomate y los labios como dos guindillas secas. Mi voz suena como la tuya después de un concierto. Guardo el aliento de buenos días de resaca a las seis de la tarde. Estoy tan crujiente que me asusto de mis propios chasquidos al bajar las escaleras. Poseo en mi cráneo una enorme hormigonera que tiende a irse a la derecha. Y por si fuera poco, mis queridos ovarios poliquísticos han decidido ejecutar de la forma más sangrienta posible al ovario más sanguinario de su sangría morada lo que produce la metamorfosis de mis pezones en rocas de carne viva y mi barriga en balón de playa inflado con inyecciones en llamas. 

¿Que por qué llevo el pijama todavía? Porque empieza a ser más persona que yo.

Vivo rodeada de papel, zumos y besos en la frente, en un zulo de cortinas naranjas y olor a perro viejo.

Las municiones contra el malvado tractor más verde que amarillo son escasas, no quedan caramelos de menta y el chocolate no es puro. Pero ni aliándose con mi hipocondría podrá vencerme.

Voy a ver si consigo soñar con el exterior, siempre que no me despierten mis ronquidos o sus maldiciones virulentas.

Os dejo con un nuevo proyecto esta vez fotográfico titulado: El homenaje al desnudo, del que espero dar algún fruto más maduro y dulce.


Besos atrincherados de una Demakrada Germinal.

14 comentarios:

  1. El tiempo pretende atropellarnos como una locomotora sin corazón.

    ResponderEliminar
  2. Poder nombrar no es poco; ni siquiera ante los terribles embates del tiempo.

    Me sentí preocupantemente identificado.

    un gran abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Jajaja, estás pal arrastre. Si la fotografía es tuya, un aplauso. Si eres la modelo, otro.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. !La Vía Láctea Demakrada! ¿Sabes que el monte más alto de nuestro sistema solar está en Marte? Plas, plas (dos aplausos).

      Un beso con Cloruro Sódico.

      Eliminar
  4. Necesidad de plasmar tus caóticos pensamientos en un papel, un cuadro o una imagen. Sentimiento de cólera cuando el tiempo lucha para vencerte y encerrarte en obligaciones vanas.

    Por cierto, adoro la fotografía. Atrevida, sensual y discreta.
    Un abrazo! :B

    ResponderEliminar
  5. Soñar con el exterior para despertar hacia fuera.

    Besos.

    ResponderEliminar
  6. Me dan ganas de salvarte...
    Pero si te salvo ibas a estar peor que yo.
    Mejor no te salvo.

    ResponderEliminar
  7. Tranquila TiVi algun dia llegara para quedarse y te protegera tanto que te salvara de todo lo que te produce daño y en cambio dejara para ti, sus mejores momentos, de esos que te sumergen en vapores que te dejan en un estado de duermevela donde la vida, ni siquiera pesa

    ResponderEliminar
  8. Qué fotografía más buena joder, Francesca Woodman se haría tu fan al instante.
    Los días con pijama, sin chocolate y entre cortinas suelen ser muy productivos, será por la persona que está creciendo de tu ropa nocturna, que activa tu mente.

    Un beso!

    ResponderEliminar
  9. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  10. Una pregunta y los DAÑOS COLATERALES?

    ResponderEliminar
  11. Dios... como me encanta leerte, como me fascina ver cada letra que publicas, mi cerebro nauseabundo llega a curarse un poco con tu aliento de primaveras en cada frase. Me encantó esta entrada y muchas más que publicas... Quiero una entrada para mí, es más exijo una entrada para mí... :D ... ... Ok, no... D':

    ResponderEliminar